Preparando la maleta para la jungla

Hemos hecho una pequeña guía de las cosas necesarias a incluir en la maleta cuando salimos de expedición a algún recóndito lugar poco común del mundo. En un principio esta lista se basó en los consejos del antropólogo que organizó el primer viaje a la selva en el que participé, pero la he ido modificando con el tiempo en base a mi propia experiencia, y hay que tener en cuenta que depende también mucho del sitio concreto al que vayamos y factores como: si habrá agua potable, mosquitos que transmitan malaria, posibilidad de ducharse, posibilidad de acceso a algún supermercado, electricidad, etc…

maleta-viajes-ecoturisticos

Aquí tienes la versión abreviada en forma de listado: Mochila
Y a continuación las explicaciones detalladas.

Comencemos:

  • Lo primero y primordial. Los papeles. Debes llevar el pasaporte y toda la documentación de los vuelos que vayas a coger. Es recomendable tener una especie de carpeta donde todo esto vaya guardado. El pasaporte se debe llevar SIEMPRE encima, nunca lo dejes en el hostal ni en ningún sitio, es tu documento más preciado en estos países y lo que te permitirá volver a tierra segura pase lo que pase. También se recomienda llevar una bolsita de plástico hermética para guardar los documentos importantes así como el dinero en efectivo. Es posible que cruces ríos o lagos y no querrás que si vuelcas y caes al agua tus documentos queden inutilizados. Perder tu cámara de fotos puede ser un desastre, pero te aseguro que quedarte sin pasaporte lo puede ser más aún. PAPELES IMPRESCINDIBLES:
    • Pasaporte
    • Billetes de vuelta
    • Cartilla de vacunación internacional
    • Póliza del seguro, si se ha contratado. (Yo aconsejo esta web por precio y sencillez: ESV)
  • Ropa. El tipo de ropa a incluir en la maleta depende en gran medida del lugar al que se vaya y de la época del año. Pero si existen determinadas cosas que hay que tener en cuenta:
    • A este tipo de viajes no lleves mucha ropa. Vas a oler mal con el tiempo lleves lo que lleves, de manera que no te esfuerces mucho. Además, vas a andar mucho, y no querrás ir días y días cargado con mucha ropa… Siempre podrás apañarte lavando en algún río, y si no, no pasa nada, no vas en un viaje organizado en hotel de 5 estrellas, vas con tu mochila al hombro y oler mal es algo para lo que debes estar preparado.
    • Lleva ropa que no te importe que acabe destrozada. Nunca sabes que caminos deberás atravesar. No te lleves tus bambas favoritas ni tu jersey caro.
    • Ropa cómoda más que ropa bonita. Querrás salir en las fotos en mitad de la selva y además salir guapo. Eso está muy bien, pero el día a día es duro y te aseguro que preferirás que lo que lleves sea cómodo.
    • Lleva SIEMPRE un chubasquero. Da igual donde vayas y en que época. Si vas con la mochila al hombro siempre puede sorprenderte una lluvia que te estropee la cámara o moje toda tu ropa, y te aseguro, que es una putada ir con la ropa mojada en la mochila, sobre todo si vas en ruta y no paras en ningún sitio que puedas secarla durante días, puede acabar llenándose de hongos. Un chubasquero no ocupa nada y te puede salvar de muchas situaciones.
    • Tipo de calzado: Lleva unas zapatillas deportivas cómodas que sean tu calzado base. Vas a andar, de manera que piensa en ello. Lleva tambien unas chanclas cómodas y que sujeten bien el pie. Puede que tengas que cruzar algún río y no quieras mojar tus zapatillas y tus calcetines. Además estas mismas chanclas te servirán para andar por las zonas de ducha o baño. Y en cuanto a las botas de montaña, depende del tipo de viaje. Si no vas de trekking descartado. Si vas infórmate antes de salir de si existe posibilidad de alquilar unas en el destino. Piensa que ir cargando con las botas un mes cuando sólo las vas a utilizar un par de dias en un trekking no es muy cómodo, pero eso sí, hacer un trekking con calzado no adecuado es un infierno. Valóralo.
    • Si vas a pasar tiempo en zonas con riesgo de Malaria, lo recomendable es que lleves camisetas y pantalones largos y que los uses en todo momento, incluso para dormir, de manera que minimicemos el riesgo de picadura (bueno, este consejo lo doy porque debo darlo, pero personalmente nunca lo cumplo, no soporto el bochorno húmedo de los climas tropicales con manga larga). Las prendas si son color crema, o beig mejor, por el calor y en cuanto al material algodón.
    • Llevar SIEMPRE una prenda de abrigo, aunque sea verano, estilo forro polar. Nunca se sabe que noche podemos pasar verdadero frío, bien sea porque estemos en la montaña o bien sea porque tengamos que dormir en la calle o en el suelo de un tren y no tengamos con que taparnos. Además en momentos en los que no haga frío puede servir también de almohada si se duerme en el suelo.
    • Una gorra. Imprescindible.
    • Gafas de sol.
    • Un bañador y una toalla. Tanto para ríos, lagos y mar como para las duchas comunitarias.
  • Linterna. No puedes saber a priori la disponibilidad de luz que tendrás. Si vas a la selva o al desierto, es un objeto imprescindible. Y sería muy util que la linterna que llevases sea frontal (de las que se enganchan a la frente) ya que esto te permitirá ver mientras tienes las dos manos libres. Aunque no vayas a estos sitios siempre te será útil porque nunca sabes si tendrás que montar una tienda de campaña de noche, o si en la ciudad de África o Asia por la que pasarás hay iluminación en las calles por la noche.
  • Una navaja. Casi seguro necesitarás cortar algo en algún momento. ¡OJO!. Métela en la maleta que factures. De otro modo se la quedarán en el control del aeropuerto.
  •  Mosquitera. Tanto en África como en Asia la vas a necesitar, habrá lugares en los que más y otros en los que menos, pero llevar una apenas nos quita espacio en la mochila y puede evitarnos no sólo una Malaria, sino también una incómoda invasión nocturna de todo tipo de bichos y un amanecer repleto de picaduras.
  • Toallitas húmedas y gel limpiador de manos sin agua. Desconoces cuanto tiempo pasarás sin acceso a agua potable o a una fuente de higiene para tus manos. De manera que se convierten en otros productos indispensables. En Decathlon se puede encontrar a buen precio.

Gel_Limpiador_de_manos

  • Pañuelos de papel. Dependiendo del tipo de viaje este puede convertirse en uno de los bienes más preciados. No sólo tienen su utilidad para los más que probables catarros y resfriados que puedan ocurrir, sino también como papel higiénico. En la selva no hay supermercados. Pero incluso aunque vayas a ciudades siempre puede surgir la necesidad en un trayecto, en el tren, en un restaurante, y en un altísimo porcentaje de los casos no hay papel higiénico en esos lugares, es más, puede que ni siquiera haya taza y sólo encuentres un pestilente agujero en el suelo, agradecerás enormemente tener estos kleenex impolutos que trajiste desde España. Y la situación se complica en momentos en los que la inevitable “diarrea del viajero” hace de las suyas. Otro producto IMPRESCINDIBLE.
  • Bolsas de plástico vacías. No querrás que la ropa limpia se mezcle con la sucia y mucho menos si la sucia está mojada o llena de barro. Ten en cuenta que eres un caracol, llevas tu casa a cuestas, apenas tienes tiempo de secar ropa, vas de un sitio para otro. Unas bolsas de basura para separar ropa pueden ser muy útiles, pero no te lleves un rollo entero, piensa en no cargar cosas inútiles, bastará con 2 o 3. También te pueden servir en un momento dado para proteger tu cámara de fotos.
  • Botiquín. Es una de las partes más importantes de la mochila de un viajero y es lo que normalmente más ocupa en la mía. Voy a enumerar las cosas que no deben faltar en tu botiquín (aunque normalmente no usarás la mayoría de estas cosas pero esto si que es recomendable cargarlo, más vale prevenir…). Eso sí, no te pases en cantidad en cada producto. Habla con tus compañeros de viaje para no llevar duplicados muchos medicamentos. Y ubícalo al fondo de la mochila ya que no lo usarás mucho (o eso esperas…). Listado de medicamentos:
    • Malarone. O producto similar contra la Malaria en caso de viajar a una zona de riesgo. CONSULTAR CON EL DEPARTAMENTO DE SANIDAD EXTERIOR. El Malarone debe empezar a tomarse un día antes de entrar en la zona de riesgo, continuar durante el tiempo de permanencia en la misma y seguir hasta una semana después de abandonar la zona (no lo tomes todo el viaje si sólo hay una zona del país que es de riesgo, ya que tiene efectos secundarios, hazlo sólo con los márgenes indicados, antes, durante y después de estar en la zona de riesgo). Una pastilla al día. A la misma hora. No lo olvides. Si váis en grupo tomadla todos juntos para que no se le olvide a nadie. Aquí tenéis el informe mundial sobre la Malaria en cada país en 2012 elaborado por la Organización Mundial de la Salud, para que veáis vuestro riesgo, pero siempre debéis consultar con Sanidad.
    • Antihistamínicos. Para picaduras o mareos.
    • Antisépticos (ej. Betadine). Para cortes o heridas.
    • Paracetamol para fiebre y dolor.
    • Medicación contra el ardor de estómago (ej. Almax). Para nuestros pobres y delicados estómagos occidentales.
    • Vendas/tiritas para cualquier corte.
    • Loción de calamina calmante en spray o aloe vera para aliviar quemaduras de sol o picaduras de insectos.
    • Pastillas contra el resfriado (ej. Frenadol) ya que tu cuerpo está en un lugar extraño y muy activo y es propenso a enfermar.
    • Descongestionante nasal. Sobre todo para zonas áridas y de desierto donde la nariz puede llenarse de polvo o arena y causar incluso heridas.
    • Repelente contra insectos. IMPRESCINDIBLE. Se puede comprar RELEC o GOIBI. Mirar que sea la versión que es eficaz para insectos tropicales. Y uno debe rociarse por completo la piel en ellos, sobre todo, del anochecer al amanecer, que es cuando aparecen los mosquitos de la Malaria en África, en Asia durante todo el día en zonas de riesgo y siempre antes de ir a dormir también. Existen también pulseras repelentes o pegatinas de venta en farmacias. En Decathlon se puede encontrar solución impregnante CAO 7% que se aplica en la ropa y dura 2-4 lavados.
    • Protección solar. Pasarás muchas horas caminando bajo el sol. No te quemes. En África son negros por algo.
    • Vaselina para los labios. Dependiendo del destino es muy útil. En zonas desérticas o con mucho viento los labios se cortan mucho.
    • Gotas para los ojos. Lágrima artificial o similar. Los ojos son muy importantes. Sobre todo llevarlo en zonas de desierto o estepa donde se irritan mucho.
    • Antidiarréico (ej. Fortasec). Casi con total probabilidad sufrirás diarrea. Y puede que diarrea muy aguda. Debido a la cepa de Escherichia Coli presente en el agua del país, la diarrea del viajero se puede presentar en cualquier momento y puede que no estés en la mejor situación para evacuar o quizás si es muy prolongada necesites parar la deshidratación. Como método preventivo no bebas agua no embotellada, nada de hielo, nada de verduras o frutas sin pelar y cocinar.
    • Complejo de vitaminas. Comerás mal y te moverás mucho. Ayuda a tu cuerpo. Toma una pastilla de vitaminas al día.
    • Preparado de rehidratación. Se trata de un suero para nutrirte en caso de necesidad o en caso de sufrir la diarrea del viajero. Todos nos hemos visto en alguna ocasión con la dichosa botella de agua y este líquido naranja, sin poder comer nada más en varios días. Pero es necesario…
    • Pastillas purificadoras de agua. Esto sólo en casos extremos en los que no se pueda conseguir agua potable ni agua embotellada.
    • Una jeringuilla y una aguja. Esto es algo extremo y personal pero yo siempre lo llevo. Ocupa poco y en el improbable caso de una transfusión de sangre o una inyección en un país poco desarrollado, prefiero mi propia aguja.
  • Tienda de campaña. Depende del tipo de viaje. Sólo si se va a acampar mucho y si no se puede alquilar en el país de destino. Si no cargarla todo el viaje es mortal.
  • Esterilla. Para acampadas y para dormir en el suelo. También depende del tipo de viaje.
  • Cámara de fotos. Puedes llevar una buena cámara y otra menos buena y más disimulada (ej. la cámara del móvil), esta última te permitirá hacer fotos disimuladamente en ambientes poco propicios para sacar tu rélflex. Lleva las baterías completamente cargadas y no malgastes batería. No sabes cuando tendrás electricidad de nuevo.
  • Adaptadores de enchufe. Infórmate del tipo de conector de cada país. Venden unos que también son Universales.
  • Una mochila más pequeña y cómoda. Irás cargando con todo tu equipaje en esa gran mochila de viajero que llevarás a tus espaldas, pero a cada ciudad que llegues, una vez te establezcas en tu campamento base (hostal) y llegue el momento en el que quieras salir a explorar, te resultará muchísimo más cómodo dejar esa gran mochila con todas tus cosas allí y equiparte sólo con las cosas de valor y las que vayas a necesitar ese día. Por ello es muy conveniente llevar una mochila “más de mano”, aunque en un principio la lleves guardada dentro de la grande. Lo normal es salir ya de destino con la grande (facturada) y la pequeña como equipaje de mano para las largas horas de vuelo. Selecciona bien que pones en cada una de ellas.
  • Comida. Esto no es necesario, es sólo una recomendación. No está de más llevar un poco de paté, atún y/o jamón. Poco. No es cuestión de ir cargando con comida que puede que se ponga mala o se moje. Pero llevar un par de latas te puede salvar una comida en un momento en el que no encuentres nada, y te aseguro que tras días de comida local cuando saques tus latas serás el amo del grupo.
  • Bolsa de aseo. Tu kit de aseo personal: desodorante, champú, gel, etc… No los lleves de gran tamaño, pero échalos a la mochila, ya que con mucha probabilidad no encontrarás en tu destino. Como siempre, los líquidos facturados.
  • Algún medio de entretenimiento. Bien sea un libro o un juego de cartas para pasar el rato en grupo. Será útil para las largas esperas en los aeropuertos, para los interminables trayectos en tren o para las noches en tienda de campaña.

Y por último algunas cosas no materiales que debes incluir en tu equipaje: Paciencia, adaptación y Hakuna Matata. No estás en occidente. Los planes no saldrán como quieres. Habrá cosas que quieras ver y no puedas. Habrá retrasos. Se romperán los medios de transporte en los que viajas. Te estafarán. Odiarás por momentos a tus compañeros de expedición. Pero recuerda: estás ahí para disfrutar y eres un privilegiado que está experimentando algo único. Confórmate. No te quejes de la comida, de la cama, del WC. Lo pasarás mal. Te picará de todo. Pero has ido a eso. No vas a un hotel de 5 estrellas. Cambia el chip al bajar del avión. Relájate. Aquí todo es diferente. Bienvenido a otro mundo. 😉

rivendell-viajesmonllar

  1. 13 cosas a tener en cuenta a la hora de organizar tu viaje de aventura | Camino Sin Fin dice:

    […] Ve haciendo una lista de las cosas que quieres llevarte, con tiempo. En este otro post doy consejos para preparar la […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes utilizar estos tags y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>